Dicen que es polémica. Dicen que es el nuevo hit del verano. Voces a favor y en contra. Lo cierto es que Thalía, que desde la década de los 90 -en los inicios de su carrera- no ha parado de sorprender al mundo entero, esta vez de la mano de Lali, la nueva –y meteórica- promesa del pop argentino, están en el ojo público desde hace algunas semanas, a partir de que su pegadizo “Lindo pero Bruto” vió la luz por primera vez.

0036045148

5c0be81b7df02_1420_!

Lali Esposito.

El vestuario del video recurre a colore rosados en abundancia, para crear esa atmósfera “bubblegum” coincidente con el mensaje de la canción y sacando provecho de figura de una Thalía que sin dudas está en su mejor momento profesional.  Vestida como una muñeca tipo “Barbie”, Thalía es ataviada con un body color rosa con maxicinturón, chaqueta rocker retro multicolor y unas largas botas amarillas fluorescentes sin punta, mientras que Lali deslumbra con un vestido vinílico de plástico en tono neón.

El tema en cuestión pone sobre la mesa un simple aspecto de la vida cotidiana, una situación en la que una chica conoce un atractivo muchacho que a primera vista parece ser el hombre ideal, el príncipe azul de sus sueños, pero que al conocerlo y profundizar en su persona descubre que poco hay para ahondar. La apariencia, las formas y su propia belleza son el único eje sobre los que versa su vida. Del resto de los aspectos de la vida. . . 0%. Dicho así, es posible recurrir en nuestra mente a varias  personas que de seguro conocemos -o nos hemos cruzado alguna vez por ahí- y que más allá de la mera charla superflua no se extienden.

5SU6a9e6xTqiHGGTfkWin-Auh5XiJi0M

Ahora bien. Si a esto le sumamos dos mujeres –si, mujeres-, un esquema social donde el debate sobre la igualdad de género está en su punto más candente, una cultura patriarcal en decadencia e incontables casos de violencia de género, la olla a presión social y mediática está lista para explotar.

Comentarios en contra mencionan algo así como que no es posible que mujeres que luchan contra la violencia de los hombres hacia generen lo mismo pero a la inversa, o que el género masculino se siente atacado por una letra que apunta directamente a agredir y menoscabar su integridad. En redes sociales, esto no llega a ser ni una gota respecto de los millones y millones de comentarios al respecto. Pero para resumirlo, es válido.

dt.common.streams.StreamServer

Lo cierto es que más allá de las críticas, “Lindo pero Bruto” es mucho más que una canción pop que resuena –sin duda- en todas las listas de éxitos del mundo, sino que es un símbolo del empoderamiento femenino logrado hasta ahora. Nunca antes con tanta claridad, tanta fuerza, tanta ferocidad, tanta naturalidad, tanto desenfado, la mujer se atrevió a cantar con desenfado sobre lo desilusionada que se siente por encontrarse con un sujeto vacío de contenido. Nunca antes de planteó la posibilidad de un hombre superficial, egocéntrico y que solo se interesa por el gimnasio, la estética y su aparente perfección. La “rubia tonta” siempre fue la mujer. . . hasta hoy.

L3-1SHOW-18CMSBYN

En esta manifestación explícita de igualdad de género, donde los hombres también podemos ser “los superficiales” es normal que se genere incomodidad y mucho ruido. Como todo gran cambio social, como todo cisma, como toda revolución, hay quienes que se alzan con evidente actitud de haberse sentido atacado. Pero solo es parte del proceso.

descarga

Corriendo febrero del 2019, YouTube indica que Thalía es la dueña de más de 15.000.000 –si 15 millones- de reproducciones de su video en menos de 2 semanas de estreno.